A todos los chicos de los que me enamoré Book Cover A todos los chicos de los que me enamoré
A todos los chicos de los que me enamoré
Jenny Han
Comedia
Planeta
384

Lara Jean guarda sus cartas de amor en una caja. No son cartas que le hayan enviado, las ha escrito ella, una por cada chico de los que se ha enamorado. En ellas se muestra tal cual es, porque sabe que nadie las leerá. Hasta que un día alguien las envía por equivocación y la vida amorosa de Lara Jean pasa de «imaginaria » a estar totalmente fuera de control.

 

A todos los chicos de los que me enamoré, primera parte de la bilogía del mismo nombre, es una novela fresca y divertida.

Escritora americana de origen coreano, Jenny Han es conocida por sus novelas dedicadas a la literatura juvenil. En la actualidad combina su trabajo como bibliotecaria escolar con la escritura. Estudió escritura creativa de literatura infantil y juvenil en la Universidad New School de Nueva York, ciudad en la que todavía reside.
La mayor parte de su obra se engloba dentro del género para jóvenes adultos, de corte realista y con grandes dosis de autobiografía.

Opinión.

Argumento:

El argumento es bastante sencillo, pero es muy entretenido. Se trata de la típica novela de instituto, con momentos angustiosos de todo tipo por los que la protagonista tiene que pasar.

Margot no le ve sentido a hacerse preguntas. Vivimos como vivimos. No tiene sentido preguntarse qué habría pasado. Nadie podría darte las respuestas.

Muchos adolescentes podrán sentirse identificados con la vida familiar, escolar o amorosa de la protagonista.

¿Qué se debe de sentir al tener un chico que te quiere hasta tal punto que llora por ti?

Además, la novela tiene toques de humor, lo que, junto a los capítulos cortos y la sencillez de la historia, hace que sea muy fácil de leer.

Personajes:

Me gusta ver las diferencias entre las tres hermanas, que tienen una personalidad muy bien marcada. La protagonista, Lara Jean, sufre una evolución muy grande a lo largo de la novela.

Lo único que no me ha gustado es que las características principales están demasiado llevadas al extremo; Margot es demasiado perfecta, Lara Jean se pasa el día entero haciendo galletas y Kitty es demasiado inquieta.

Siempre he preferido el primer día de escuela al último. Los primeros son mejores porque son como empezar de nuevo.

Los personajes secundarios tienen su importancia y también están muy desarrollados, y son únicos y diferentes.

Conclusión:

Esta historia es prácticamente redonda; divertida, con buenos personajes y una trama sencilla pero sólida.

No quiero seguir estando asustada. Quiero… empezar a vivir mi vida.

Dejar respuesta

Por favor, deja tu comentario
Por favor, introduce aqui tu nombre